domingo, 10 de agosto de 2008

Rosaguiver también habla

Cuando nací era un novedoso modelo de auto utilitario pequeño, la evolución de la economía y lo práctico para conducir en las congestionadas calles de la actualidad. Con capacidad ilimitada según la inventiva de quien me comprara, fácil de estacionar hasta en los lugares menos pensados, de cómodo manejo y especial visibilidad. Rendidor en el consumo de mis alimentos y vestimenta.
Fui el regalo especial de navidad de una joven de 20 años, ya se imaginarán lo que me esperaba….. Fui entregado un 22 de diciembre de 1986, mi traje era Azul oscuro con mis zapatos plateados y mi interior gris con negro. Reluciente y brillante, no era demasiado exigente a la hora de bañarme, en un santiamén estaba limpiecito. Bebía gasolina económica y una vez por semana, siempre dispuesto para lo que me usaran. Que más se puede pedir.
Me recibieron con champán y mirándome hasta por debajo, unos curiosos y otros recelosos, todos querían probarme. Menos mal que mi ama, es super celosa. Mi primer año fue agotador, casi ni dormía, a cada rato estaba en las calles y si no, viajando por el país. De noche siempre de fiesta y los fines de semana en la playa o inventando a ver donde divertirnos.
Me ha tocado enfrentarme más de una vez a ladrones y malhechores, trataba de pasar inadvertido, pero debo tener imán para eso, pues nunca me han dejado en paz. Me han golpeado con piedras y palos, me ha herido en mis cristales, forzado mis brazos, en mis ojos y mis cachetes. Pero yo siempre firme y la frente en alto. También he sido víctima de otros colegas que me han pegado sin hacerles yo nada, por suerte nunca nada grave; no todos saben caminar bien.
Un buen día a mi ama y su hermano, se les ocurrió cambiar mi aspecto. Fue una dura pelea, y solo salí con el vestido de color diferente, vaya que sí. Me transformaron de chico en chica. Aunque es algo raro pues de afuera parezco chica, pero mi ama me menciona en masculino. A veces me confundo???? Eso fue hace casi 20 años, y con esa facha he sido alagado e insultado. Me miran raro y con ternura, otros con cara de incredulidad y los que más se rien.
He trabajo siendo mensajero, mecánico, taxi, oficinista, árbitro de futbol, coche de bebé, coche de novias, luna de miel, paños de lágrimas, el alma de las fiestas y todo lo que se les ocurra, que ya ni me acuerdo. Mi ama siempre me mimó demasiado, me bañaba todas las semanas, me pulía una vez por mes y siempre olía bien. Pero en algún momento pasé a segundo plano cuando llegaron los bebés de mi ama y pasé a ser usado casi siempre por su esposo. No es que el no me quisiera, pero ya no era igual. Bañarme era un lujo y tenía que enfermarme a propósito para que me cambiaran algo que ya andaba fallando.
Pero siempre me mantuve fiel, sabía que mi ama se preocupaba por mi y que pronto ella se encargaría nuevamente de mis necesidades. Tardó un poco, entre necesidades y estrecheses, volví a ser solo de mi ama. Pero ya estaba bastante enfermo y ella no quería seguirme usando así, para no empeorar más. Así que me guardó en casa y prometió restaurarme. Poco a poco y con mucho amor, me fue desarmando y guardando mis partes sanas. Salió a trabajar de nuevo solo para poder arreglarme. Buscando donde cambiarme el vestido y mi ropa interior, ella se encargó junto con su hermano de la terapia intensiva de mis órganos internos. Estuve dos años en desarme y luego un año para volver a tener todas mis piezas.
Mi ama y su hermano, de día trabajaban pero al salir me dedicaban todo su tiempo. Pronto volví a verme rejuvenecido, me arreglaron el vestido y me lo pusieron del mismo color pero más lindo, el interior me lo cambiaron para que combinara con el exterior, la mayoría eran mis cosas originales y así se quedaron. Pero me compraron unos lindos y relucientes zapatos nuevos, también mi música la mejoraron. No me quejo, de verme todo feo y achacoso, ahora estoy hecho un galán. He despertado nuevamente la admiración de la gente al verme y claro no faltan los envidiosos que siempre dicen alguna estupidez. (No dejen de visitar mis fotos en Overhaulin Rosaguiver - Galeria de Fotos)
Ya me han sacado a pasear fuera de la ciudad y me he portado como nuevo, seguro y confiable. Tengo ya un año y medio que salí nuevamente a las calles y ahora me preparo para llevar a mi ama y sus retoños a un espectacular viaje de casi 10.000 Kms, por tierras desconocidas. Ya tengo mi pasaporte y estoy listo y dispuesto. Me tocará comer comida que no conozco, pero mi estómago siempre fue bueno.
Ya se aproxima la fecha de partida y todos estamos ansiosos y nerviosos, un poco temerosos e impacientes de arrancar.
Tranquilo y seguro me siento, se que todo va ser maravilloso y por supuesto no voy a defraudar a mi ama.
Nos vemos en Rosaventura.
Rosaguiver

3 comentarios:

Uma dijo...

Vamos Rosaguiver.... a pasear se ha dicho!!!!..

Rodrigo Píriz dijo...

Eso es amor por un auto..excelente.
La mayoría de la gente tiene a los autos como un montón de metal, más barato o más caro, pero no es así.
Son algo más que eso, la compañia o los lugares a donde nos llevan los convierten en amigos inseparables.

Esperanza dijo...

Eres genial me encanta como escribes, estoy enganchada...